Publicidad

Urban Planet da el salto en el norte de Madrid

Urban Planet da el salto en el norte de Madrid

Con el nuevo espacio, Urban Planet busca complementar la oferta de entretenimiento del centro comercial, aportando una modalidad de ocio diferente para las familias residentes en la sierra de Madrid, con nuevas atracciones como el selfie jump, donde hacer fotos saltando en las camas elásticas, zonas enfocadas a una mayor actividad física, áreas de salto libre y capacidad para albergar eventos y celebraciones, como un novedoso formato para la celebración de los cumpleaños de los más pequeños hasta ahora inédito en la zona.

La compañía española busca así reformular el concepto tradicional de los centros comerciales como puntos de compras hacia centros experienciales a través de una apuesta por la diversión y el deporte, a la que cada vez más espacios comerciales se están sumando.

Así lo demuestran las próximas inauguraciones ya planificadas en Madrid Capital: una primera en el polígono de Las Mercedes, junto al centro comercial Plenilunio, y otra en Torrejón de Ardoz, dentro del centro comercial OpenSky. Dos próximas aperturas con las que Urban Planet alcanzará la decena de espacios abiertos en Madrid y que servirán como antesala a la llegada de los primeros espacios 100% urbanos en la capital en los que ya trabaja la firma española.

No obstante, debido a las características de los centros, espacios de grandes dimensiones (alrededor de los 1.000 metros cuadrados), “la implantación de un cetro totalmente urbano no es tarea fácil, pero es uno de los objetivos que nos hemos marcado para este nuevo curso, además de la diversificación de ofertas de ocio, con nuevas atracciones para las actividades ya implantadas y novedosos conceptos de entretenimiento que pronto verán la luz, como la realidad virtual, ola de surf artificial o el Túnel de Viento outdoor”, asegura Carlos García, CEO y fundador de Urban Planet.

La compañía cuenta ya, con el nuevo parque en Planetocio, con 21 centros propios en España:ocho en la Comunidad de Madrid, cuatro en la Comunidad Valenciana, uno en Almería, cuatro en Galicia, uno en Murcia, uno en Canarias y uno en La Rioja; a los que se suma uno en Portugal.